Receta de torta de oreo con cobertura de chocolate

Por -
871

Hace poco fue el cumpleaños de un amigo y aunque tenía tiempo sin hornear alguna torta, esta la hice con ganas y quedó deliciosa. Creo que es una de las recetas más simples de hacer que he conseguido y luego de probar varias, esta es la que ha quedado mejor: es suave, deliciosa y muy esponjosa. Pueden usar la receta inicial para hacer un bizcocho simple, pero yo la hice con oreos y cubierta de chocolate para que quedara más deliciosa. Me disculpo por las imágenes, las tomé de noche y se ven un poco oscuras.

Ingredientes.

  • 3/4 de taza de mantequilla o margarina sin sal.
  • 1 y 2/3 de taza de azúcar blanca.
  • 1 y 1/2 cucharadita de esencia de vainilla.
  • 2 huevos grandes.
  • 1 taza de leche.
  • 2 y 2/3 tazas de harina de trigo leudante.
  • 1 cucharadita de polvo para hornear.

Opcional.

Preparación.

En un envase grande pon la mantequilla, el azúcar y la vainilla. Mezcla con un batidor eléctrico o un ayudante de cocina. La mezcla debe ponerse cremosa.

Ten a mano los huevos. Aunque parezcan pocos es más que suficiente.

Agrega los huevos de uno en uno y sigue mezclando. Cada huevo debe estar bien integrado y empezar a cambiarle el color a la mezcla para que se vea un poco blanca y pierda el color amarillento de la mantequilla. Bate unos 3 minutos con la velocidad alta entre cada uno de los huevos porque queremos que le entre bastante aire.

Mezcla muy bien ambos y mira el color de la masa en la imagen que viene y también la consistencia. Estará fuerte, espeso.

Haz un lado la mezcla y busca un colador. Vamos a tamizar la harina y el polvo para hornear. Si lo tamizas dos veces mejor aún. No saltes este paso que es importante para darle una consistencia suave y sedosa a la torta.

Prepara la leche también porque la vamos a usar enseguida.

Ahora añade la harina y la leche de a pocos a la masa principal, intercalando cada una: un poco de leche, un poco de harina y mezcla. Así hasta que esté bien homogénea. Cuando parezca que ya está todo unido, bate 5 minutos más.

Toma 8 galletas y tritura. Agrega lo triturado dentro de la masa y mezcla bien. Agrega esto en un molde de unos 22-25 centímetros de diámetro, con mantequilla en el interior y harina. Pon la mezcla dentro. Y mete al horno, pre-calentado a 175°C por 40-50 minutos.

Saca del horno. Para saber que la torta está lista mete un cuchillo en el medio y si sale limpio, ya está bien. Saca, deja reposar hasta que se enfríe por completo. Cuando ya esté a temperatura ambiente, voltea en una bandeja y cubre con esta cobertura de chocolate y el resto de las galletas que te quedaron. El resultado es el que sigue.

Observaciones.

  • La pastelería tiene muchos trucos. Uno importante es que las cantidades sean exactas para que el resultado sea como debe. Así que toma esto bien en cuenta al hacer la torta.
  • Usa una taza de medir, no una taza de café para tomar las porciones.
  • La mantequilla debe estar a temperatura ambiente.
  • No sustituyas los ingredientes con otras cosas: el azúcar debe ser granulada, la harina leudante.
  • Los huevos deben estar a temperatura ambiente.
  • Asegúrate que el envase que usarás para batir esté seco y muy limpio.
  • La leche puede ser descremada, pero no tendrán tanto cuerpo ni firmeza la torta.
  • Puedes saltar la parte de la cobertura y las oreos y tienes un bizcocho perfecto para la merienda.
  • Tómate tu tiempo en batir.
  • Al final, si la mezcla está muy dura, agrega un poco más de leche. Si está muy suave, agrega un poco más de harina. Esto también dependerá del ambiente, la humedad, etc.
  • Cuando pongas la mezcla en el molde no debes golpear para que se nivele. Esto hará que pierda el aire y no quede esponjosa. Si quieres nivelar, mejor usa una espátula.
  • La cantidad de tiempo en el horno, también dependerá del que tengas. Si ves que las torta está muy dorada a la mitad del tiempo pero todavía cruda, bájale el fuego aunque tarde más en estar lista.
  • Los primeros 15 minutos de la torta en el horno no debes abrir la puerta porque la corriente de aire frío la puede hundir.
  • Con esta receta puedes hacer una torta de unos dos kilos. A mi me salió la que ves en la imagen, más otra más pequeña.

¡Valora el artículo!