Como quitar manchas de aceite del suelo

Como quitar manchas de aceite del suelo

Una mancha de aceite grande en el centro de tu calzada de hormigón puede hacer que la casa se vea sucia desde donde se la mire.

Algo tan simple como la pérdida de aceite de un coche crea una marca en la calzada, el piso del garaje, o en la acera.

Prueba la primera sugerencia para quitar manchas de aceite del suelo, si no funciona, sigue los pasos necesarios de la lista. Hagas lo que hagas, no lo dejes así.

Los pisos de hormigón son porosos y la mancha quedará de forma permanente si el aceite, grasa y suciedad no se eliminan rápidamente.

Como quitar manchas de aceite del suelo

Solución 1

Espolvorea bicarbonato de sodio o un polvo absorbente como la harina de maíz, o aserrín en la mancha de aceite. Si la mancha está seca, mójala primero para hacer una pasta para fregar. Frota con un cepillo de cerda dura o escoba. Luego enjuaga.

Solución 2

Espolvorea detergente para lavavajillas automático en el concreto manchado. Déjalo durante unos minutos, luego vierte agua hirviendo sobre la zona manchada. Frota con un cepillo de cerda dura o escoba, y luego enjuaga.

Solución 3

Prueba con un limpiador comercial de concreto o un disolvente de grasa. Sigue las instrucciones del fabricante.

Solución 4

Espolvorea fosfato trisódico en la mancha de aceite. Si la mancha está seca, mójala primero. Deja reposar por 30 minutos y frota con una escoba dura. Este es un producto peligroso, si tienes que usarlo, usa guantes de goma o látex, gafas de seguridad y ropa protectora. Además, nunca dejes que se vaya a los desagües pluviales.

Solución 5

Como último recurso, intenta limpiar la mancha de aceite con ácido muriático y agua a presión. Aplica el ácido siguiendo las instrucciones del fabricante, y deja en remojo durante algunos segundos. Luego aplica el agua a alta presión. El ácido muriático es un producto peligroso, usa guantes de goma o látex, gafas de seguridad, y ropa de protección. Nunca dejes que se vaya a los desagües pluviales.


Después de intentar cualquiera de las estrategias anteriores para quitar el aceite, espolvorea bicarbonato de sodio sobre el área limpia para neutralizar la solución que has utilizado.

Coloca cartón debajo de la pérdida de aceite para evitar las manchas.

Los disolventes de grasa son inflamables, por lo que asegúrate de tener una excelente ventilación y evitar chispas y llamas.